jueves, abril 03, 2008

En la ruta





Amanece el campo ¡soles!

miles de soles amarillos brotando entre la hierba

imaginado cuadro de Van Gogh

naturaleza viva

alimentándose de jóvenes nubes

-recién pinceladas-



fuera de foco

el viejo molino se rebela ante el viento,

un árbol gime un rojo altar en su herida

saturado de olvidadas promesas



y la lluvia insistente que vuelve a caer

empañándolo todo

desdibujando el paisaje entre sus múltiples espejos.

5 comentarios:

Elisabet Cincotta dijo...

El poema es excelente. Patri me maravilla tu evolución en la palabra. Mis felicitaciones y mi abrazo desiempre
Elisabet

liliana varela dijo...

Se sabe que Patricia es una poeta consumada pero demasiado humilde para hacer asomo apenas de sus cosas.
¡¡Bravo Patri!!!!
Liliansa

Migdalia B. Mansilla R. dijo...

Poema, blog, todo estupendo y agradecida me siento de estar aqui, deleitándome,descubriendo en ti la sensibilidad que eres en la palabra y la imagen.

Te llevo a mis espacios.

Besos,
Migdalia

La_Sonyadora dijo...

Buen blog patricia. Me ha encantado pasear por aquí.

Erika

azpeitia dijo...

La poesía es así, como tú la haces, sensible, imaginativa, de trazos simples, llena de una hermosa sensualidad....azpeitia